fbpx

La importancia del convenio regulador en una separación o divorcio

Cuando los cónyuges buscan una separación de mutuo acuerdo.

El convenio regulador es un procedimiento de mutuo acuerdo entre los cónyuges en el que, al poner fin a su matrimonio o convivencia matrimonial, pactan todas las reglas de funcionamiento respecto a los temas en los que van a tener que seguir coordinándose, como por ejemplo, todo lo que respecta a los hijos, las pensiones o la vivienda familiar, entre otros. Aunque la relación sea buena entre ambos miembros, es necesaria la asistencia de un Letrado en ejercicio para llevar a cabo este proceso  y deben haber pasado al menos tres meses desde la celebración del matrimonio.

En su defecto, cuando los cónyuges no logran ponerse de acuerdo cosa bastante habitual en casos de separación y divorcios, el procedimiento ya no es de mutuo acuerdo sino por la vía contenciosa y es el Juez quien establece las medidas que deben seguir en el futuro.

Veamos ahora los puntos del convenio regulador:

  • El cuidado de los hijos sujetos a la patria potestad de ambos, el ejercicio de ésta y el régimen de comunicación y estancia de los hijos con el progenitor que no viva con ellos (así como la comunicación con sus abuelos).

  • El uso de la vivienda y mobiliario familiar.

  • Establecimiento de posible pensión de alimentos y establecimiento de la contribución a las cargas del matrimonio, así como sus bases de actualización y garantías en su caso.

  • La liquidación del régimen económico del matrimonio, si estaban casados en régimen de gananciales.

  • Establecimiento de pensión compensatoria a satisfacer a uno de los cónyuges, en caso de existir un desequilibrio económico en relación con la posición de otro tras la separación o divorcio.

No es necesario que se detallen los motivos de la separación o divorcio, pero sí se requiere la constancia de que ambos cónyuges desean separarse o divorciarse, regulando los aspectos paterno-filiales y económicos vinculados a esta ruptura.

El procedimiento de separación o divorcio de mutuo acuerdo podrá hacerse por medio de convenio regulador ante el Secretario judicial o en escritura pública ante Notario en caso de que no existan hijos menores de edad, u mediante la homologación del Convenio regulador por parte del Juez, en caso de que sí existan hijos menores no emancipados o con la capacidad modificada judicialmente que dependan de sus progenitores; la solicitud será aprobada mientras que el juez no considere que los acuerdos puedan hacerle daño a los hijos o a uno de los cónyuges.

Si el Juez deniega alguno de los acuerdos, los cónyuges deben presentar una nueva propuesta. En cuanto ésta sea aprobada, se harán efectivos los acuerdos y en caso éstos no se cumplan por alguno de los ex cónyuges, se puede solicitar su ejecución judicial.Asimismo, las medidas acordadas también pueden modificarse cuando así lo aconsejen las nuevas necesidades de los hijos o el cambio de las circunstancias de los cónyuges.

Si estás pasando por un proceso de separación o divorcio y deseas hacerlo de mutuo acuerdo con tu pareja, no dudes en contactarnos. Los abogados de LABE son especialistas en Derecho de Familia y buscarán asegurar que los acuerdos pactados sean satisfactorios para ambos y aprobados en primera instancia por el juez.

Desde LABE Abogados os podemos informar de manera personalizada con un abogado de familia especializado.Te informaremos durante todo el proceso del procedimiento y te aconsejaremes en base a nuestra experiencia, la mejor forma de proceder. Puedes tener más información sobre separaciones, divorcios y custodias en esta página: Separaciones y Divorcios.

También te puede interesar:

Suscríbete a nuestro boletín

Si quieres estar al tanto de las novedades en materia laboral, fiscal, contable y legal.

Llámanos y te ayudaremos+34 913 14 90 16
+